El problema de el “Cruce Chucmar-La Unión-Berlín” es que no cuenta con instrumento de gestión ambiental aprobado y tampoco se ha basado en una comunicación previa con los dueños de los titulares de los predios que se verían afectados.

trocha-berlín3

There are no comments yet. Leave a comment!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.